Del cómo rompí las ilusiones de unos estudiantes

Hace dos semanas una escuela privada solicitó una visita de los alumnos de la licenciatura en relaciones comerciales a la agencia donde trabajo (hacemos sitios web, interactivos y eventos), creo que fue un favor personal por parte del director financiero de la agencia.

El chiste es que le “echaron la bolita” a uno de los líderes de proyectos (un elemento del departamento/área de cuentas)… En fin, preparó una presentación para los estudiantes en donde les explicaba qué hacemos en la agencia, quiénes son nuestros clientes, el cómo se lleva un proyecto desde obtener una cuenta (cliente nuevo) hasta cobrar una vez terminado el trabajo; les presentó algunos casos reales, la diferencia de tiempos entre un proyecto y otro de acuerdo a las características y necesidades de cada uno en específico.

Los estudiantes se veían muy animados, hicieron las preguntas que les surgieron y demás. Después les dieron su tour a los chavos por los diferentes departamentos/áreas de la agencia. No estuve presente en sus visitas a las otras áreas, pero al llegar al área de diseño (o arte, como le llaman ahí) les explicamos un poco qué hacemos, la comunicación (y/o deficiencia de ésta muchas veces) entre cuentas/arte en lo que a briefs y requerimientos de los proyectos se refiere. Hablamos del perfil que debe tener un candidato para ser diseñador en la agencia, cómo interactúa con las otras áreas, el software que utilizamos y planteamos algunos casos reales (también les prestamos nuestras wacom’s para que jugaran un rato en Photoshop :D ).

El título de este post comenzó a tomar forma cuando una de las alumnas manifestó su interés por la parte de diseño más que por la de relaciones comerciales (ya están en último semestre y al parecer apenas se dió cuenta de que se equivocó de carrera… cada quien sus gustos/preferencias, no ahondaré sobre eso acá). Total, la chava estaba viendo la impresión de un logo que teníamos para un cliente, el cual desarrollamos ahí, y se le ocurrió preguntar:

Oye ¿Y qué significa ese logo?

Debí tener una cámara a la mano para tomarle una foto tanto a su cara como a la de sus demás compañeras cuando le respondí:

No significa nada

Sus caras de WTF fueron priceless y dignas de un hashtag en twitter: #pusecaradeWTFcuando…

Curiosamente la inquietud de sus compañeras aumentó muy cabrón, supongo que no era la respuesta que esperaban, tal vez pensaron una respuesta como:

Ah pues miren, esta identidad gráfica está basada en la teoría de la percepción de su puta madre un tipo muy cabrón en teoría y bla bla bla

Jajajaja, ahí fue cuando vi que sus ilusiones/esperanzas en lo aprendido en la escuela se escurrían como nieve de limón al sol. Aunque no fue la respuesta esperada su curiosidad se disparó y empezaron a cuestionar el cómo nos habíamos atrevido a desarrollar una identidad gráfica que “no significa nada”.

El show comenzó, les conté la anéctoda: Antes éramos tres diseñadores, dicho cliente llegó y nos dijo que bocetáramos algo para un su nuevo logo, algo acá bien padre (inserte aquí cara de WTF)… Total, aproveché mis ratos de ocio cuando terminaba mis pendientes para jugar con algunas tipografías y trazar algunos monogramas en Illustrator. En una de esas se acercó el cliente con uno de los directores y dijo:

Ése, ése quiero, háganlo así

Traté de convencerlo de que solamente eran ideas esbozadas y nada concreto, que no trataba siquiera de sacar el logo, que no había un racional creativo detrás de esto… chingao, que nomás estaba de ocioso!! Pero bueno, se trabajó sobre eso, hice algunas variantes, la tipografía se estilizó para suavizarla un poco, la parte cromática también fue un capricho de “éste me gusta”; el cliente le metió mano poniéndole flechitas, quería sus iniciales en alguna parte… en fin, el “logo” era un puto frankenstein pidiendo a gritos su propia destrucción:

Afortunadamente con el paso del tiempo comenzaron a eliminarse esos “detallitos” que hacían que el logo se alejara de los caprichos de otras personas, tuve que sacarme un “racional creativo” de la manga y hacer el manual de aplicaciones básicas de la identidad gráfica de la empresa. Realmente el manual no quedó nada mal, tiene todo lo básico para su correcta aplicación en diversos soportes, sus códigos de color en CMYK, PANTONE y RGB para su reproducción cromática correcta, dimensiones mínimas, áreas de protección visual y demás detalles que un manual de aplicaciones básicas de identidad gráfica debe tener por fuerza para ser llamado así.

El cliente quedó realmente “feliz” con su impresionante y hermoso logo (el cual no postearé aquí ni en ningún lado por obvias razones). Las chavas de la licenciatura tenían expresiones entre -No manches, qué divertido- y -No mames ¿En serio?-.

Comencé a platicarles acerca de los logos de las grandes marcas, su enorme capacidad de síntesis; salió el tema del rediseño de Pepsi, que tiene un racional creativo gigantesco y que en lo personal me parece un montón de choro para lo que realmente se entregó al final; con esto no digo que hay que entregar cosas sacadas de los calzones, pero hay que ser objetivo con lo que la marca debe comunicar.

Al final la chava que comenzó la plática me comentó que no se imaginaba que “el mundo después de la escuela” fuera tan diferente; platicamos que actualmente las escuelas no preparan a los estudiantes para trabajar, sino solamente les dan conocimientos (rara vez actualizados), no los enfrentan a situaciones reales (a veces ni siquiera simuladas) y al salir se topan con la cruda realidad. Sí, la escuela te prepara con teoría y la verdad te ayuda mucho, pero la hora de los fragadazos es muy diferente. Así fue como por unos momentos rompí la ilusiones de unos estudiantes… cuando se despidieron alguien me hizo un comentario: No manches, deberías ser profesor. Un hashtag apareció en mi sesera: #pusecaradeWTFcuando…

Social Share Toolbar

13. septiembre 2009 by einzunza
Categories: Web | 4 comments

Comments (4)

  1. no suelo leer posts tan grandes, debes sentirte afortunado jajaja pero definitivamente el título me atrapó. Emocionada yo por entrar a una agencia en mi 4to semestre de carrera, cuando al fin me dejaron hacer un logo (después de recortar imágenes y editarlas en photoshop) me dije, es tiempo de aplicar mis conocimientos, mis fundamentos de diseño, un reto del “mundo real”…cuando porfin había desarrollado mi idea, llega mi jefa y yo #pusecaradeWTFcuando me dice…qué? solo eso llevas? esperaba ya 5 propuestas distintas de logo! que que queeeeeeeee….claro, ella no era diseñadora y el cliente menos…”el más bonito” o el que más le gustara, ese se quedaba, pero debía tener en medio día bastantes propuestas hechas, así que esos logos probablemente tampoco significaron nada, al menos para mi.

  2. Hola, me parecio bueno el tema, valio la pena leerlo, ya que como comentas todo Estudiante piensa que la vida real es una ampliacionde de la vida Escolar y la verdad, no es nada similar, que bien que hayas dado catedra como todo un Profesor, saludos

  3. Tienes toda la razón, lamentablemente el sistema de educación desde hace mucho es obsoleto y aunque nos ayuda a saber un poco de lo que queremos, también es verdad que debemos implementar una nueva forma de aprendizaje (es decir, nosotros mismos investigar sobre algún tema en específico), considero que es mucho más enriquecedor cuando es un “hágalo usted mismo”… Como bien lo dices, la escuela es sólo una “probadita” de lo que nos espera en el mundo real y el Diseño Gráfico es un área con la que les gusta “jugar”, todo el mundo (llamémosle así al cliente o a la gente fuera del área del diseño) creen tener la razón y ¡no nos dejan hacer nuestro trabajo! (¿por qué no le dicen a un médico cómo operar?) pero hay que lidiar con ello, ni modo. =P

  4. Tienes toda la razón, lamentablemente el sistema de educación desde hace mucho es obsoleto y aunque nos ayuda a saber un poco de lo que queremos, también es verdad que debemos implementar una nueva forma de aprendizaje (es decir, nosotros mismos investigar sobre algún tema en específico), considero que es mucho más enriquecedor cuando es un “hágalo usted mismo”… Como bien lo dices, la escuela es sólo una “probadita” de lo que nos espera en el mundo real y el Diseño Gráfico es un área con la que les gusta “jugar”, todo el mundo (llamémosle así al cliente o a la gente fuera del área del diseño) creen tener la razón y ¡no nos dejan hacer nuestro trabajo! (¿por qué no le dicen a un médico cómo operar?) pero hay que lidiar con ello, ni modo. =P

Leave a Reply

Required fields are marked *